Medicina Prepaga / OO.SS.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp
La idea es que el consumidor pague sólo por las prestaciones que realmente necesita de su medicina prepaga.

 

La deuda contraída de la Obra Social de Ejecutivos y de Directores de Empresas tuvo su origen en la falta de pago de un 15% de la cuota de sus afiliados desde 1998.


Las empresas de medicina prepaga están reguladas en parte por la Autoridad del Ministerio de Salud, pero al tratarse de un típico contrato de consumo, le es aplicable la ley de Defensa del Consumidor.

Martes 16/05/2017 de 8.30 a 12 hs - Salón de Actos - Bco. de la Nación Argentina Rivadavia 325 CABA.
La caja sindical creció un 130% en 2016; Comercio, la Uocra y UPCN, los más beneficiados
El flamante titular intenta bajar el déficit que tiene la entidad previsional, pero hay prestadores que no quieren firmar los nuevos planes.

 

Los afiliados estarán obligados a ir una clínica. El ente estatal ahora pagará una suma fija a cada prestador.

 

Detallaron en un informe que las nuevas prestaciones que están obligadas a cubrir desfinancian el sistema. Además piden aumentar 20% la cuota. Esta semana le harán el pedido formal al Gobierno para la autorización.

 

Presentarán la idea al Gobierno esta semana con la excusa de que las nuevas prestaciones que están obligadas a cubrir desfinancian el sistema. Además, piden aumentar 20%.
La Defensoría del Pueblo envió un pedido de informes a la prestadora de salud y este viernes hará una presentación ante la Superintendencia de Servicios de Salud de la Nación.
Por gestiones del Gobierno, el conflicto entre Swiss Medical y OSDE ingresó en un camino de negociación.
La Superintendencia de Servicio de Salud de la Nación aceptó lo solicitado por el Consejo Directivo de APUNSJ sobre el artículo 1 de la Ley 24.741 que permite recibir afiliados de otras obras sociales.

Lo dispuso la Cámara Federal de Córdoba. La cobertura contempla también los costos del docente de apoyo escolar y transporte del niño, entre otros.

 

Un empleado público de la Ciudad interpuso un amparo a los efectos de ejercer ese derecho y continuar adherido a una prepaga cuando obtenga el beneficio jubilatorio.
Una empresa de medicina prepaga fue sentenciada a revocar un aumento tarifario que aplicó a un afiliado que había cumplido 60 años, por entender que es ilegítimo subir la cuota por una cuestión de edad.