Lemus asistió a la inauguración de una planta de producción de cápsulas blandas

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp

El proyecto implicó una inversión privada de 10 millones de dólares y está destinado a cubrir la necesidad del mercado nacional, sustituir las importaciones y comenzar a exportar.
 
El ministro de Salud de la Nación, Jorge Lemus, asistió hoy a la inauguración de la primera planta de producción de cápsulas blandas de ibuprofeno de la empresa Pfizer en el mundo que está destinada a proveer al mercado local y, a futuro, comenzar a exportar.
 
Durante el acto de inauguración de la planta ubicada en Villa Soldati, Lemus destacó la inversión que se realizó en el país “de uno de los productos farmacéuticos más importantes al alcance de la atención primaria de la salud”. El ministro agregó que “estamos detrás de lograr inversiones en salud y crear trabajo”. Finalmente, señaló que “esta inversión va a permitir seguir en el camino de asegurar la calidad y la cantidad de ese medicamento clave, que va directamente a la población”.
 
Luego, el vicejefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Diego Santilli, celebró que la inversión haya sido realizada en la zona sur de la ciudad ya que “es la que más lo necesita, donde el Estado está haciendo un esfuerzo muy grande y donde más necesitamos inversión privada”.
 
Además, Santilli señaló que la inversión realizada “es desarrollo a futuro, es generación de trabajo, es un montón de oportunidades y sueños para un montón de familias de construir ese puente que les permita ampliar su futuro”.
 
Por su parte, el jefe de Gabinete de Asesores, Enrique Rodríguez Chiantore, aseguró que “estamos muy satisfechos de anunciar esta nueva inversión que por suerte no es un hecho aislado. Recientemente se han anunciado ampliaciones de plantas, la construcción de una nueva planta de vacunas en Escobar y el aumento de la inversión de los laboratorios en materia de investigación farmacológica clínica”.
 
Según Rodríguez Chiantore estas inversiones son posibles no sólo por el nuevo clima de negocios que hay en Argentina “sino que también por las nuevas regulaciones que han hecho más ágiles los trámites como los de investigación farmacológica. En este caso este tipo de inversiones no sólo favorecen el empleo argentino sino que también generan más y mejor salud”.
 
Finalmente, el gerente general de Pfizer Argentina, Edgardo Vázquez, explicó que la nueva planta generó empleo directo con la contratación de 20 personas más de alto nivel calificado. “Esto reafirma nuestro compromiso con el país, hace más de 60 años que estamos acá y continuamos expandiendo nuestra capacidad de producción”.
 
La inauguración continuó con una recorrida de las autoridades y de los presentes por las instalaciones para conocer el proceso de elaboración de las cápsulas blandas. La fábrica cuenta con una capacidad de producción de 1.800 millones de comprimidos anuales.
 
La planta recibió la aprobación regulatoria para comercializar en el mercado los primeros lotes de producto por lo que ya se encuentra en funcionamiento y la Agencia Argentina de Inversiones del Ministerio de Producción de la Nación le brinda soporte para identificar mercados y clientes potenciales en la región para la colocación del producto.
 
Fuente: argentina.gob.ar 15/9/2017
Su voto: Nada

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.