El falso médico estaba en el barrio cuando la víctima llamó a OSDE

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp

 

Los investigadores del caso establecieron que pasaron menos de cinco minutos entre el aviso del call center y la llegada del ladrón al departamento de Colegiales.
 
Mientras las autoridades de la obra social prepaga OSDE implementan cambios en los protocolos de actuación, avanza una hermética investigación sobre las causas que permitieron a un falso médico asaltar a una familia para, de esta manera, esclarecer el robo.
 
Fuentes del caso indicaron a PERFIL que agentes de la División de Robos y Hurtos de la Policía de la Ciudad trabajan sobre la distancia entre la ubicación del ladrón y el departamento de Carolina Arce, ubicado en la calle Zapiola entre Lacroze y Olleros.
 
Según indicaron a este diario, transcurrieron menos de cinco minutos entre que se registró la llamada de aviso al médico, realizada por un call center, y la llegada del falso médico a la puerta del edificio del barrio de Colegiales. Por esa razón, una de las hipótesis que se trabajan en la causa, en manos de la fiscal de instrucción Mariana García, es que el delincuente estaba en la zona cuando Arce se comunicó con el centro de emergencias de OSDE, unos veinte minutos antes de que asaltaran a su familia.
 
Ahora resta determinar si el ladrón estuvo escuchando todas las comunicaciones que se efectuaron ese día y decidió dar el golpe en un domicilio cercano a su posición. O si un empleado infiel dio el aviso para ejecutar el robo. Tampoco se descarta que se trate de un oportunista que oyó la conversación y llamó a un cómplice.
 
El mismo día en que ocurrió el robo, la empresa recibió 3.702 llamadas de urgencias y se realizaron 2.347 visitas médicas.
 
La fiscal García solicitó a la empresa que le enviara las grabaciones telefónicas del día del hecho y que le informara cuál fue la operadora que recibió el llamado de Arce y a qué médico se le asignó la visita.
 
PERFIL intentó comunicarse con representantes de la compañía de salud sin suerte. Aunque sus voceros aclararon esta semana que prefieren no dar a conocer detalles de la investigación para no entorpecer el avance de la causa.
 
El robo ocurrió el viernes 24 de febrero. Esa noche Arce solicitó un médico a domicilio para que atendiera a su hija, que padecía fuertes dolores estomacales. Unos veinte minutos más tarde, llegó un hombre al edificio que se identificó como médico. “Tenía pantalón, camisa y un bolso. Lo hice pasar, le empecé a contar lo que pasaba con mi hija y sacó un arma y me dijo ‘te voy a matar, dame toda la plata’”, contó la víctima. Luego de amenazar a la mujer y a su esposo, escapó llevándose el efectivo y celulares.
 
Tras el hecho, la prepaga decidió modificar su protocolo de actuación. Ahora, una vez que sea asignado el médico a la emergencia, se comunicará al socio quién es el profesional que se presentará en su casa.
 
El asalto ocurrió en el marco de una disputa entre OSDE y su principal competidora, Swiss Medical, que acusa a la empresa de no depositar, desde hace casi veinte años, el aporte en concepto de adherentes voluntarios al Fondo Solidario de Distribución (FSR).
 
La denuncia impulsó al fiscal Gabriel de Vedia a pedir la intervención de OSDE por el delito de apropiación indebida de los recursos de la seguridad social.
 
Fuente: perfil.com 12/3/2017
Su voto: Nada