Destacaron en China el trabajo de un médico argentino

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp
Se trata del Dr. Adrián Inchauspe. Reconocieron su aporte para la prevención de la muerte súbita.
Desde el mes de diciembre, en la Universidad de Hainan, en la República Popular China, la bandera argentina flamea en lo alto de una plaza de ceremonias. Es la única insignia de un país latinoamericano, y se encuentra allí en reconocimiento al aporte científico realizado por el médico bonaerense Adrián Inchauspe, para la prevención de la muerte súbita por medio de la aplicación conjunta de conocimientos de la medicina occidental y la oriental.
 
El peculiar reconocimiento fue adoptado luego del Congreso de Emergentología del Pacífico asiático, un encuentro llevado a cabo recientemente, con la presencia de representantes de Indonesia, Java, Borneo, Tailandia, Filipinas, China, Japón y Corea.
 
Adrián Inchauspe, médico del Hospital de Melchor Romero y vecino de Berazategui, llevó sus avances de investigación sobre una práctica médica que busca revertir la disociación electro-mecánica o “actividad eléctrica sin pulso”, con un método diferente al RCP básico y avanzado. Su trabajo es un avance para la recuperación de un paciente en situación de muerte súbita.
 
IZARON LA BANDERA ARGENTINA
El impacto de su alocución sorprendió muy gratamente a sus colegas orientales. El Decanato de la Universidad de Hainan - bajo autorización del gobierno chino – dispuso izar la bandera argentina en mérito a los aportes académicos realizados por este médico argentino.
 
La Casa de Altos Estudios remitió una nota al embajador argentino en China, Diego Guelar, para enfatizar la medida diplomática por el aporte científico, que fue publicado en la revista “Resuscitation”.
 
Luego del debate del tema en el 8° Congreso IDDST (International Drug Development, Science and Technology Congress) en octubre del 2010 en Beijing, China; y en el Congreso de Medicina Tradicionales y Alternativas, también en Beijing, el doctor Adrián Inchauspe fue designado Profesor Invitado Extranjero de la Universidad de Hainan.
 
El trabajo de Inchauspe está centrado en demostrar la existencia de un nuevo circuito energético capaz de revertir la situación de muerte inminente, siempre basado en el conocimiento científico médico occidental y en textos clásicos antiguos chinos.
 
Los estudios y conclusiones acerca de dicho circuito- denominado “Vaso de la Reconciliación” – fueron revisados y publicados por el “Journal of Acute Disease” (JAD), revista enfocada en emergencias médicas editada por la Universidad Médica de Hainan.
 
Tras el reconocimiento en Hainan, la línea de trabajo sobre la vinculación de la medicina china con la occidental, continuará este año con el aporte de investigadores de la Comisión de Investigaciones Científicas de la Provincia.
 
Según explica Inchauspe, el objetivo es ampliar las posibilidades de acción del médico y el equipo de salud, mediante la incorporación de conocimientos milenarios a los saberes y prácticas ya validadas por la academia médica occidental.
 
Fuente: eldia.com 13/2/2017
Su voto: Nada