La respuesta de OSDE tras el reclamo millonario que impulsa Swiss Medical

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp

 

La obra social negó haber retenido aportes de afiliados por $ 16.000 millones; "Es un viejo reflejo de ciertos empresario", sostuvo la Mesa Ejecutiva en una solicitada.
 
La polémica entre Swiss Medical y OSDE por un reclamo millonario de fondos al sistema de salud suma hoy un nuevo capítulo. Luego de que Swiss Medical denunciara a la obra social de ejecutivos por retener aportes de afiliados por $ 16.000 millones, la Mesa Ejecutiva de OSDE publicó hoy una solicitada.
 
"Swiss Medical SA ha formulado una serie de acusaciones falsas y calumniosas que ha reiterado con groseras distorsiones ante medios de comunicación masiva", sostiene la Mesa Ejecutiva de OSDE en la solicitada publicada en la edición impresa de LA NACION.
 
Según el texto, Swiss Medical "no podía desconocer" el "marco legal" cuando inició sus actividades, en 1991. El marco legal al que se hace referencia tiene que ver con que OSDE es una organización sin fines de lucro y "como el conjunto de las ob as sociales, hospitales de comunidad y sanatorios de fundaciones", OSDE "se encuentra exento de algunos impuestos y tributos", mientras que Swiss Medical "es una sociedad anónima comercial, con fines de lucro".
 
Hacia el final de la solicitada, OSDE desliza que "es un viejo reflejo de ciertos empresarios; cuando les va bien, pretenden que el Estado no regule nada, cuando deja de irles bien, reclaman que el Gobierno intervenga para proteger sus intereses comerciales".
 
Claudio Belocopitt, el número uno de Swiss Medical, había convocado a un puñado de medios y acusado: "Estamos frente a la estafa al sistema de salud más importante de la historia". El empresario había explicado que, a diferencia de Swiss Medical, que es una empresa de medicina privada y paga impuestos como cualquier sociedad, OSDE tiene el régimen de obra social, al menos para alguna parte de sus afiliados, los obligatorios. Ese encuadre le da la posibilidad de gozar de una exención de varios impuestos (sellos, Ingresos Brutos y Ganancias, entre otros).
 
Sin embargo, según Belocopitt, OSDE tendría que haber hecho un aporte solidario de un 15% de lo que aportaban sus afiliados obligatorios para un sistema que financia algunos gastos extraordinarios, como enfermedades poco comunes o tratamientos crónicos o caros. En 1998, el gobierno de entonces inició un reclamo contra OSDE en el que la Superintendencia de Seguros de Salud (SSS) reclamaba el pago de ese aporte, que según decían aquellos funcionarios, la obra social no había realizado.
 
Esa presunta irregularidad duró hasta 2011, cuando se aprobó la ley de obras sociales que le quitó a OSDE (y a otras) la obligación del aporte al fondo. Belocopitt había dicho que, según sus números, la deuda con el Estado llega a 16.000 millones de pesos. Había considerado que esta situación favorable le da una ventaja competitiva frente a Swiss Medical.
 
Fuente: lanacion.com.ar 20/1/2017
Su voto: Nada

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.