Nueva ONG en defensa los derechos de salud

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp

Los derechos de salud de los ciudadanos muchas veces no son garantizados. De allí nació Ombudsman de la Salud, una organización sin fines de lucro dedicada a defender los derechos vinculados a la salud de quienes residen en el territorio argentino.

La discusión actual por la modificación del sistema de salud en los Estados Unidos ha generado un importante movimiento público. El mismo impulsa a los ciudadanos a ponerse en contacto con sus representantes en el parlamento a fin de lograr cambios significativos.

Incluso, una reciente carta del presidente Barack Obama invita a la población a manifestarse de forma activa diciéndole no a varios asuntos: no a la discriminación por condiciones preexistentes, no a los costos compartidos por cuidado preventivo, no a la pérdida de cobertura en el caso de contraer una enfermedad grave, no a la discriminación por género, etc, etc, etc.

Y si bien el sistema de salud argentino presenta importantes diferencias con el norteamericano, los ciudadanos de este país también deben afrontar grandes dificultades. Múltiples carencias en hospitales y centros de salud, recursos insuficientes en instituciones sanitarias, deficiencias en la asistencia médica de urgencia, falsas promesas por parte de tratamientos y productos que se promocionan con propiedades que no han podido ser comprobadas, medicamentos complejos que son vendidos de forma irregular, falta de ética por parte de los profesionales de la salud, y otras.

En este país los derechos de salud de los ciudadanos muchas veces no son garantizados. Por eso, las personas se ven obligadas a soportar numerosas faltas e incumplimientos desde los diversos actores que participan del sector de la salud.

Basados en estas necesidades es que nació Ombudsman de la Salud, una organización sin fines de lucro dedicada a defender los derechos vinculados a la salud de quienes residen en el territorio argentino.

Esta entidad se ha propuesto identificar las falencias que presentan las diversas áreas del sistema de la Salud a nivel local, así como desarrollar programas que apunten a mejorar la experiencia de los consumidores en materia de salud.

Estas problemáticas requieren de acciones urgentes. El objetivo por parte de los actores involucrados debería ser asegurar un sistema de salud de calidad, eficiente, que actúe en beneficio de los pacientes.

Uno de las primeras iniciativas que se han propuesto: lograr que las empresas de medicina prepaga y las obras sociales refuercen su compromiso con la salud de la población. Se trata de que vuelvan a otorgar, al menos el 50% de descuento, que realizaban antes de la devaluación de la moneda local.

"Sucede que el actual descuento que se aplica y que es del 40%, había surgido como un paliativo temporal frente a la crisis. Este era provisorio y sin embargo, se transformó en definitivo. Por eso, pretendemos reinstalar este tema en la agenda de las autoridades nacionales", remarcaron desde la ONG.

Además, se indicó que "lo cierto que en la actualidad, varias de las principales empresas de medicina prepaga sólo aportan el 10% de ese 40% de descuento que recibe la gente. El resto, lo aportan las farmacias y los laboratorios. Por qué no hacen un esfuerzo mayor, por una ecuación más justa, en beneficio de la población?"

"A partir de ahora estaremos acercando nuevas iniciativas de valor en pos de trabajar por estos importantes objetivos", concluyeron.

Fuente: AsteriscosTv

Su voto: Nada