Alemania: El hospital de Hitler, uno de los lugares más escalofriantes del planeta

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp

Aún está en pie en Berlín. En su mayor parte está abandonado y en ruinas.
Uno de los lugares más escalofriantes del mundo queda en Berlín. En ruinas y abandonado, yace en la capital alemana el hospital Beelitz-Heilstätten, donde un Adolf Hilter fue curado de sus heridas.
 
Muchos hoy se preguntan que hubiese pasado si el Beelitz-Heilstätten no hubiera estado allí para curar a una de las figuras más oscuras de la historia de la humanidad. Pero lo estuvo, en 1916, durante la Primera Guerra Mundial. También, allí se asistió a varios soldados nazis durante la Segunda Gran Guerra y luego a los militares soviéticos desde 1945 y hasta que cayó el muro de Berlín.
 
El hospital fue construido en 1898 como un sanatorio para enfermos con tuberculosis, una enfermedad por entonces mortal.
 
Hoy, solo una pequeña área del enorme hospital funciona para rehabilitación neurológica. Pero el resto está abandonado, reservado para un tour ocasional, con sus quirófanos y guardias de psiquiatría derruidas, según cuenta el Huffington Post. Ante esa visión, se entiende por qué se lo considera uno de los lugares más terroríficos del planeta.
 
El fotógrafo Kevin Hackert, quien suele retratar lugares en el olvido, publicó un fotorreportaje del hospital en su cuenta de Flickr, en una galería de imágenes que produce escalofríos.
 
Fuente: clarin.com 11/9/2015
Su voto: Nada